lunes, 13 de marzo de 2017

¿HUBO ALGÚN HOMBRE JUSTO, ALGUNA VEZ? ¿Y ALGUNA MUJER..?

Pues sí, el pasado día 11, en Alcázar, en la Fundación Isidro Parra, presentamos mi "Phaebus Habla" por segunda vez. 
Los libros de poesía son como juguetes a los que se agota la cuerda enseguida y se ven abocados más pronto que tarde, al ostracismo y al olvido; por eso, un empujón de vez en cuando, no les viene mal y ayudan a mantener esa inercia que la ilusión del poeta, la mala distribución y la desidia general no siempre son capaces de mantener.
Gracias a todos los que asistieron y particularmente a Edmundo, barbudo amigo, por su emotiva presentación.
Después de toda la parafernalia social que conlleva este tipo de actos, uno se queda un poco vacío y, sobre todo, le queda esa pregunta tremenda por hacer: "¿sirve de verdad todo esto para algo?", para continuar... "y la poesía... ¿sirve para algo?"  Pero ya lo dijeron otros antes que yo: la utilidad de lo inútil; los cacharros viejos, la memoria almacenada, el tiempo que nos destruye, las caricias que deseamos. Una manera de entendimiento; no una comunicación. Un planteamiento de preguntas; no de respuestas.
Y ya puestos a preguntar: ¿Hubo alguna vez algún hombre justo? ¿Y alguna mujer? ¿Y algún otro ser de sexo desconocido?
Mientras encuentro respuesta, ahí va una foto del acto.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada